jueves, 25 de agosto de 2016

Denuncia presentada en el ayuntamiento

En el supuesto de no obtener contestación y dada la gravedad de lo denunciado,  se interpondrá dicha denuncia ante el Principado.
Número de entrada en el registro: 5997

Estimada Señora

Le escribo para manifestar mi inquietud como vecino y como activista preocupado por el medio ambiente, por el precario estado en el que se encuentran los tejados naves de la vieja y cerrada desde hace años fábrica de conservas Albo, situada en el mismo centro de Candás, en la calle Buenavista o trasera de Albo. La cuestión es que el tejado es de uralita o fibrocemento con fibras de amianto, y como bien sabrá este tipo de tejados suponen un riesgo si van a ser manipulados por una obra, o están en un edificio en riesgo de derrumbe. En Candás ya se vivió la triste experiencia del derrumbe de la antigua fábrica de Conservas Ortiz, y esta nave de Albo presenta inquietantes señales de deterioro. El riesgo para los vecinos en caso de derrumbe es la rotura masiva del techo de uralita (ya hay zonas puntuales rotas), lo que supondría que las fibrillas de amianto se dispersarían por el aire con el riesgo que supone para la salud de los cientos de vecinos que viven en el entorno de esta vieja fábrica, rodeada por completo por edificios de viviendas.

Hay que recordar que el amianto es una sustancia muy peligrosa para la salud, produce asbestosis (fibrosis pulmonar que puede resultar letal), mesotieloma (tumor en la pleura) y diversos tipos de cáncer, sobre todo de pulmón; introduciéndose en el cuerpo humano por inhalación de partículas en suspensión, de briznas, de este material.
En España se prohibió todo uso del amianto en 2001 por una orden del Ministerio de la Presidencia de 7 de diciembre. En dicha orden se prohíbe el uso del amianto y sobre el ya instalado se dice que “seguirá estando permitido hasta su eliminación o el fin de su vida útil”. Esta vida útil debe entenderse hasta que no pueda perjudicar a la salud por su estado de deterioro o peligro de roturas. Y en el caso que nos ocupa parece evidente que la vida útil de los tejados de la fábrica está llegando a su fin.

Por todo lo anterior solicito que se haga una inspección del edificio, y si se confirma el riesgo se retire de forma adecuada el tejado de uralita. Lo anterior a ser posible antes de que comiencen los temporales del otoño invierno.

Adjunto algunas imágenes de la fábrica.
Atentamente:
Antonio R. Dosantos

3 comentarios:

  1. Menos mal que hay alguien con cultura y dos cojones en ete conceyu. Gracies Panín

    ResponderEliminar
  2. Por cierto, mi marido es demasiado educado, yo hubiera iniciado la carta que va dirigida a la bruja averías con un "OYE TU".

    ResponderEliminar
  3. IU y Podemos tocándose lo que no tienen, os va a volver a votar la sotana del cura

    ResponderEliminar

NO SE PUBLICARAN LOS COMENTARIOS QUE NO SE AJUSTEN A LAS NORMAS DEL BLOG.

.

.